Blog

Curso Online Para Mamás o Membresía ¿Qué Es Mejor Si Recién Comienzo?

En este artículo descubrirás qué tipo de producto digital para mamás o más bien, qué modelo de negocio (curso online o membresía) es mejor para ti si recién estás comenzando en el mundo online y a medida que tu negocio va creciendo.

Suelo escuchar muy a menudo de psicólogas, doulas, asesoras de lactancia, facilitadoras, coches pediatras y educadoras como tú: “Irene, quiero crear varios cursos online cortos y prácticos para ayudar a mamás. ¿Me conviene comenzar con un curso online o con una membresía?”. 

Si esta es también tu inquietud en este artículo voy a compartirte conceptos fundamentales que te ayudarán a tomar la mejor decisión, balanceando la creación del tipo de soluciones que tus mamás buscan y que a ti te generen mayor rentabilidad. 

Es una gran verdad que las mamás de hoy cuentan con poco tiempo disponible y buscan algo más que aprender.

Necesitan y buscan comunidades

Espacios en los que se sientan vistas y escuchadas, puedan interactuar con otras mamás y encuentren un camino de transformación, ya sea a nivel personal, en sus relaciones familiares, de pareja o laborales, en la preparación para el parto, en la crianza de sus hijos, en sus finanzas, a nivel de desarrollo profesional y más. 

Cara a tu decisión de cómo servirles de la mejor manera y lograr a la par tus objetivos de negocio, definir qué es lo mejor estará directamente relacionado con los siguientes aspectos:

  • Características y estilo de vida de tu nicho de mercado de mamás
  • Tus objetivos y estrategia de negocio
  • El tamaño de tu comunidad de mamás actual y cuánto tráfico tiene tu negocio a través de los diferentes canales de comunicación que hoy manejas
  • Tu disponibilidad de tiempo y de recursos (presupuesto y equipo)

Te invito a zambullirte en los siguientes párrafos en los que desarrollaremos paso a paso estos y otros temas que te ayudarán a tomar la mejor decisión para arrancar 👉 Curso online o membresía para mamás.

 

1. Definiendo qué es un curso online 

Es un producto digital al que tus mamás acceden una vez que lo adquirieron, ya sea con un pago único o con un plan de financiación. 

Un curso online tiene una PROMESA específica, resultado o transformación que tus mamás lograrán al concluirlo.

Ejemplos: 

  • De mamá culpable por gritar y castigar a mamá equilibrada 
  • De futura mamá primeriza con miedo al dolor o a las complicaciones del parto y a una crisis de pareja posible durante el posparto, a futura mamá tranquila que confía en sí misma, en el proceso y unida más que nunca a su pareja. 

Tiene una ESTRUCTURA ORDENADA, que lleva de la mano a tus mamás siguiendo tu método o paso a paso hacia la promesa cumplida que formulaste a la hora de sumarse a él. Es decir que tus mamás comienzan y terminan.

Puedes ofrecer tu curso online bajo diferentes modalidades, ya sea autoestudio en que tus clientes aprenden e implementan a su ritmo o bien, brindarlo considerando distintos niveles de cercanía o contacto contigo. Por ejemplo un curso online puede durar 6 semanas, tener el material pregrabado y considerar sesiones grupales semanales de preguntas y respuestas en vivo.

Si bien crear un curso online completo lleva tiempo …

Es un ACTIVO PARA TU NEGOCIO hoy y siempre.

Representa para ti una fuente de INGRESOS PASIVOS … o casi, dependiendo de las características y el nivel de cercanía que brindes a tus mamás en pos de cumplir la promesa y generar una mejor experiencia de aprendizaje y transformación. Es decir que haces el el trabajo “grueso” de creación una vez, más allá de las actualizaciones que incluyas, según tus políticas internas.

Una vez tienes listo tu curso online puedes venderlo en lanzamientos que realices determinado número de veces al año, en evergreen o piloto automático o bien considerando ambas modalidades (es lo ideal).

En definitiva, tu curso online representa tu talento empaquetado con un inicio y un fin al que tus mamás acceden en su totalidad luego de adquirirlo. Tiene una promesa o resultado específico y cuentan con la libertad para consumirlo y repetirlo todas las veces que lo deseen durante el tiempo de vigencia, según tus condiciones de venta (de porvida o por un período de tiempo determinado).

HAZ CLICK AQUÍ PARA CONOCER EL PROCESO PARA OFRECER TU PRIMER CURSO ONLINE EN PREVENTA.

 

2. Definiendo el MODELO DE NEGOCIO DE MEMBRESÍA 

La membresía representa un modelo de suscripción. Las mamás acceden durante un tiempo determinado a todo el contenido que allí compartes, pagando un fee, ya sea mensual, trimestral o anual.

Asimílalo a Disney Plus, Netflix o a tu gimnasio.

Este modelo te permite recibir ingresos recurrentes por las suscripciones , que no considero ingresos pasivos como tales, ya que el tener una membresía requiere:

  • Una estrategia de sólida de atracción y venta para recibir nuevas mamás cada mes, por ejemplo
  • Crear contenido nuevo periódicamente (por ejemplo cada mes)  
  • Incentivar la permanencia en tu membresía de las mamás que están dentro. 

Los 3 puntos mencionados representan el verdadero desafío de las membresías, más aún si recién estás comenzando y si tu equipo eres tú sola.

En el siguiente punto vamos a desarrollar cuáles son los parámetros que te ayudarán a decidir inteligentemente si este es el mejor modelo para ti hoy.

Mientras un curso ofrece una transformación a partir de una promesa específica, veo a la membresía como un camino de evolución.

Por consiguiente, necesitas tener en claro qué problemas y/o retos específicos tienen las mamás para ir alimentando el contenido o las entregas periódicas. 

La membresía no tiene una sola promesa específica sino una finalidad u objetivo determinado a lograr por tus mamás en el mediano y largo plazo.  Ejemplos: yoga para mamá y bebé, nutrición vegana para la familia, ejercicios para recuperar la figura después del parto. 

A la hora de crear contenidos para tu membresía, puedes jugar con diferentes formatos, como por ejemplo: 

  • Cursos online
  • Ebooks / descargables
  • Tutoriales
  • Recetarios
  • Reuniones de preguntas y respuestas
  • Dinámicas en vivo
  • Círculos de mamás (aquí te dejo el link de Samy de Alumbramienta)
  • Material de inspiración
  • Club de lectura
  • Charlas o entrevistas a invitad@s especiales que traten temáticas que complementen el contenido de la membresía.

 

Una membresía es un espacio fantástico para crear comunidades en que las mamás se sientan vistas escuchadas.

Mientras más específica seas en enfocarte en una temática y un nicho específico, mejor. 

 

3. Tu ESTRATEGIA DE NEGOCIO – Volumen versus Rentabilidad

Conociendo ya los conceptos y características tanto de un curso online y de una membresía, ahora el interrogante viene por el lado de …

¿Cuál resulta más rentable para ti?.

Normalmente el modelo de membresías va dirigido a volumen. Es decir, a un gran número de personas y considerando tarifas asequibles. En el mercado puedes encontrar membresías de diferentes precios mensuales, y es común que oscilen entre U$S 11 a U$S 50.- aunque las hay también más exclusivas y se dirijan a grupos más reducidos.

Por consiguiente el quid de la cuestión está en considerar:

  • ¿Cuál es tu estrategia de negocio?  ¿Qué le sigue a la venta de tu membresía?.
    • Es vital que si te diriges a volumen definas qué puertas te abrirá tu membresía o bien, qué ofrecerás a tus mamás a continuación para seguir ayudándolas con soluciones que tengan mayor grado de cercanía contigo, vayan más a profundidad en la solución de sus problemas y, por consiguiente tengan un precio mayor.
    • Por ejemplo tus servicios profesionales 1 a 1, cursos online o programas de mentorías grupales.
  • ¿A quiénes venderás tu membresía y cómo? ¿Cuál es tu estrategia de atracción y venta para recibir nuevas mamás cada mes e incentivarlas a permanecer contigo?.
    • Lo ideal para ofrecer una membresía es que cuentes con gran alcance y tráfico orgánico.
    • Que al día de hoy tengas una comunidad grande de mamás a la que llegues orgánicamente (sin pagar publicidad) ya sea en tus perfiles de redes sociales, blog, canal de Youtube o base de suscriptoras.
    • Si hoy no tienes una comunidad, te arriesgas a invertir dinero en publicidad y vender un número reducido de plazas, que no necesariamente te dejaría un margen de ganancia suficiente que compense tu trabajo y compromiso de generar contenido nuevo y fresco cada mes, y el costo operativo.
    • Si la membresía considera pagos mensuales, también existe la posibilidad de que se produzcan bajas.
  • Equipo de trabajo actual: si cuentas con equipo que te apoye en la creación de contenido y para brindar soporte a las mamás que se unan a la membresía, está genial. De lo contrario, créeme que puede llegar a ser un proyecto demandante.

 

4. Conclusiones

Para que puedas responderte a ti misma la pregunta inicial “¿Curso online para mamás o membresía … ¿Qué es mejor?”, recuerda considerar:

  1. En qué momento está tu negocio hoy. Si estás comenzando desde cero o bien, si ya estás en marcha y el hecho de arrancar en el mundo online representa para ti una expansión
  2. Tus objetivos de negocio y rentabilidad que estimas obtener en un período de tiempo (3 meses, 6 meses, un año y más).
  3. Tu estrategia de negocio y qué rol dentro de ella juega/n el / los curso/s online o membresía que deseas crear. Cuál es tu intención en un escenario y en el otro.
  4. El tamaño de tu comunidad de mamás y el nivel de tráfico que tienes hoy en tu negocio.
  5. Tiempo y recursos  disponibles.

 

Si estás comenzando tu negocio online de maternidad y crianza, te recomiendo que comiences creando un programa o curso online transformador, a partir del cual lleves de la mano a tus mamás hacia la transformación que buscan.

Concéntrate en ofrecerlo a un pequeño grupo de tu comunidad a un precio especial antes de crearlo y ve entregando progresivamente el material. Esto te permitirá saber que tu oferta tiene mercado, crear tu curso habiendo cobrado primero y obtener casos de éxito para evidenciar que tu método o paso a paso funciona.

A medida de que creces y cuentas con capital de trabajo y ayuda suficiente, siempre puedes diversificar tu cartera de productos digitales de manera inteligente y gozando el camino.

Piensa en grande y actúa en pequeño.

Un abrazo enorme,

Irene

 

 

NOTA: Si estás 100% decidida a arrancar con tu negocio online paso a paso, dejando de lado riesgos innecesarios y las estrategias multinicho, ÚNETE AHORA y accede inmediatamente a nuestro RETO DE 7 DÍAS “Lanza tu Negocio Online de Maternidad y Crianza” y comienza a aprender e implementar los primeros pasos para llegar con tus cursos y programas a mamás y familias de todo el mundo, aunque hoy no sepas cómo comenzar y no domines temas de marketing, negocios ni tecnología.